page-header

ESCOGIDOS POR ÉL

DABAR DE DIOS

«Porque eres pueblo santo para el SEÑOR tu Dios; y el SEÑOR te ha escogido para que le seas un pueblo de Su exclusiva posesión de entre los pueblos que están sobre la superficie de la tierra».

Deuteronomio 14:2 (LBLA)

¡Esto  es maravilloso! ¡Hemos sido escogidos por Él! ¿Qué fue lo que hicimos para merecerlo? ¡Nada! Fue por Su inmensa misericordia. Pero por si acaso quisiéramos pensar que hicimos algo para ser dignos de ser merecedores de ser elegidos, la Palabra nos menciona algunas razones, por las cuales pudimos ser elegidos por Él (1 Corintios 1:27-28):

  1. Ser viles
  2. Ser menospreciados
  3. Ser necios
  4. Ser débiles

Esto fue lo que escogió Dios. Reconocer que eso éramos antes de conocer al Señor y que todo nuestro valor está en Él, quien nos lavó y salvó, quien nos rescató y sigue trabajando en nosotros para que un día reflejemos la imagen de nuestro Formador y Restaurador: ¡Cristo! Qué toda la gloria sea para el único que es digno de recibirla, ¡nuestro Señor!

Oración

Señor, gracias por sacarme del muladar, lavarme y salvarme, por darme valor y por trabajar en mi vida constantemente. Sé que falta mucho, pero saber que trabajas me da la certeza que quieres hacer de mí un instrumento especial para Tu reino. Te adoro Señor. ¡Amén!

Últimos Dábar